Asistencia escolar por parte de los huérfanos

Export Indicator

Asistencia escolar actual entre huérfanos y no huérfanos (de 10 a 14 años, en edad de acudir a la escuela primaria y secundaria)
What it measures

Los progresos realizados en la prevención de la desventaja relativa en la asistencia escolar entre huérfanos y no huérfanos.
El indicador se divide en dos partes para poder comparar la situación de los huérfanos y de los no huérfanos:
Parte A: tasa actual de asistencia escolar por parte de los huérfanos de 10 a 14 años que están en edad de acudir a la escuela primaria y secundaria.
Parte B: tasa actual de asistencia escolar de los niños de 10 a 14 años que están en edad de acudir a la escuela primaria y secundaria, con ambos progenitores vivos y que conviven por lo menos con uno de ellos.

Rationale

El sida se está cobrando la vida de adultos, precisamente en el período de su vida en el que forman familias y crían a los hijos. Con frecuencia, la orfandad trae consigo prejuicios y una mayor pobreza, factores que pueden reducir aún más la probabilidad de que los niños terminen sus estudios y llevarlos a adoptar estrategias de supervivencia que aumentan su vulnerabilidad al VIH. Por lo tanto, es importante realizar un seguimiento de hasta qué punto los programas de apoyo relacionados con el sida garantizan oportunidades educativas para los huérfanos.

Numerator

Parte A: Número de niños de 10 a 14 años, en edad de acudir a la escuela primaria y secundaria, que han perdido a ambos progenitores y siguen asistiendo a la escuela
Parte B: Número de niños de 10 a 14 años, en edad de acudir a la escuela primaria y secundaria, con ambos progenitores vivos, que conviven con al menos uno de ellos, y que asisten a la escuela

Denominator

Parte A: Número de niños que ha perdido a ambos progenitores
Parte B: Número de niños con ambos progenitores vivos, que conviven por lo menos con uno de ellos

Calculation

Para la parte A y B: Numerador / Denominador

Method of measurement

Encuestas de base demográfica (encuestas demográficas y de salud, de indicadores del sida, de indicadores múltiples por conglomerados, u otras encuestas representativas).
Por cada niño de 10 a 14 años, que está en edad de acudir a la escuela primaria y secundaria, y que vive en un hogar, se pregunta a un miembro de dicho hogar:
1. ¿Vive aún la madre biológica del niño? En caso afirmativo, ¿vive en el mismo hogar?
2. ¿Vive aún el padre biológico del niño? En caso afirmativo, ¿vive en el mismo hogar?
3. ¿Ha asistido el niño a la escuela en algún momento del curso escolar?

Frecuencia de medición:
Preferiblemente: cada dos años.
Como mínimo: cada 4-5 años.

Desglose:
• Sexo

Measurement frequency

Biennial

Disaggregation

Gender: Female, Male

Explanation of the numerator

La definición de "estar en edad de acudir a la escuela primaria y secundaria" debería ser coherente con la definición de la UNESCO, y como en el presente documento, debería emplearse para calcular otros indicadores de la educación, como la tasa neta de asistencia y matriculación en la escuela primaria y en la escuela secundaria de cada país. Las poblaciones que están en edad de acudir a la escuela primaria y secundaria pueden variar ligeramente de un país a otro. Por tanto, este indicador emplea los términos “en edad de acudir a la escuela primaria” y “en edad de acudir a la escuela secundaria” como se hace actualmente en las mediciones internacionales estándar, incluidos los grandes programas de encuestas, tales como la ESD o MICS, para permitir que cada país aplique sus propios grupos de edad para la escuela primaria y secundaria. Lo importante es comparar la asistencia escolar actual de los huérfanos y no huérfanos en la escuela primaria y secundaria, más que por edades específicas

Explanation of the denominator
Strengths and weaknesses

Las definiciones utilizadas aquí de huérfano y no huérfano, es decir, niño de 10 a 14 años cumplidos cuyos progenitores han fallecido o siguen vivos, respectivamente, se eligen de manera que permitan identificar el máximo efecto de la desventaja resultante de la orfandad y efectuar su seguimiento a lo largo del tiempo. Se utiliza el intervalo de 10 a 14 años porque es más probable que los huérfanos de menor edad hayan perdido a sus padres recientemente, de modo que el efecto perjudicial en sus estudios haya tenido poco tiempo para materializarse. Sin embargo, los huérfanos son generalmente mayores que los no huérfanos (ya que los padres de los niños menores suelen ser seropositivos desde hace menos tiempo) y es más probable que los niños mayores hayan dejado los estudios.
Es habitual que los datos utilizados para medir este indicador se obtengan de encuestas realizadas en los hogares. Los niños no registrados en tales encuestas, es decir, los que viven en instituciones o en la calle, son generalmente los más desfavorecidos y es más probable que sean huérfanos. Por consiguiente, el indicador tiende a subestimar la desventaja relativa en la asistencia escolar que experimentan los niños huérfanos.
El indicador no distingue entre los niños que perdieron a sus padres debido al sida y aquellos cuyos padres fallecieron por otras causas. En países con epidemias más pequeñas o en los primeros estadios de la epidemia, la mayoría de los huérfanos habrá perdido a sus padres por causas no relacionadas con el VIH. Toda diferencia en el trato a los huérfanos según la causa conocida o presunta de defunción de los padres podría influir en las tendencias del indicador. Sin embargo, hasta la fecha se tienen pocas pruebas de que tales diferencias en el trato sean frecuentes.
El indicador no proporciona información sobre el número real de niños huérfanos. Limitarse a huérfanos de ambos padres y a niños de 10 a 14 años significa que las estimaciones pueden basarse en cantidades menores en países con epidemias pequeñas o incipientes.

Further information

Para obtener más información, consulte el sitio web siguiente:
http://www.unicef.org/aids/index_documents.html